El Blog de Quality Devs

The Monkeys are writing

Lee nuestro Blog

Qué es un desarrollador y por qué necesitas uno

¿Qué es un desarrollador?

Un desarrollador es un arquitecto de software, al igual que un arquitecto “tradicional” hace con un edificio, se encargan de que la aplicación o web funcione correctamente, que sea segura, que soporte el paso del tiempo, que sea fácilmente modificable y adaptable.

Citando a la Wikipedia, “un desarrollador ​(al que con frecuencia también se conoce como analista-programador), es un especialista en informática que es capaz de concebir y elaborar sistemas informáticos (paquetes de software), así como de implementarlos y ponerlos a punto, utilizando uno o varios lenguajes de programación”.

¿Por qué es necesario contar con un desarrollador?

Porque los proyectos webs se llevan a cabo con la finalidad de mejorar la experiencia del usuario en el entorno digital con su empresa.

¿Qué empresas necesitan un desarrollador?

Hoy en día, cualquier empresa necesita multitud de servicios tecnológicos para llegar a sus clientes. Vender sus productos, gestionar sus recursos, optimizar sus procesos de negocio, etc.

La realidad es que son pocas las que aciertan a la hora de encontrar el producto o servicio que necesitan a la primera.

Todos sabemos a quién acudir cuando estamos enfermos, si necesitamos unos planos para una reforma, si necesitamos asesoramiento legal o cualquier otro servicio profesional, pero curiosamente pocos saben a quien llamar cuando lo que necesitan es una página web para su empresa, una intranet para sus empleados, una aplicación móvil o un videojuego o cualquier otro tipo de desarrollo.

En la mayoría de los casos, el cliente acaba contratando a una agencia de marketing o cualquiera de las formas que este tipo de agencia puede tomar.

El número de denominaciones que pueden tener es abrumadoramente alto. El resultado suele ser un proyecto con una persona que se dedica a la labor comercial, un gestor de cuentas, uno o varios creativos de gran talento y finalmente con un equipo de desarrolladores o programadores con los que el contacto es prácticamente nulo (y normalmente están subcontratados).

En el mejor de los casos el cliente tendrá una aplicación o página web que a simple vista es muy bonita, intuitiva y que cumple lo prometido, pero por norma general, también carecerá de muchas cosas importantes como estabilidad, escalabilidad, seguridad, etc.

Por poner una analogía sencilla, habremos pedido al decorador de interiores que nos diseñe la casa desde los cimientos.

El desarrollo de aplicaciones informáticas es una parte fundamental de una Ingeniería, y como toda ingeniería, requiere de ingenieros bien cualificados, con amplios conocimientos y experiencia, y con metodologías de trabajo probadas.

¿Y quién debe ayudarte con un desarrollo de una aplicación?

¡Un desarrollador! Y el lugar adecuado para encontrarlo es una agencia de desarrollo.

Si estás pensando en abordar cualquier tipo de desarrollo web, aplicación móvil, desarrollo a medida o videojuego, contacta en primer lugar con una empresa especializada en el desarrollo de aplicaciones informáticas.

Te asegurarás disponer de una sólida base sobre la que trabajar y crecer. Una vez que la tengas, contacta con una agencia de marketing para que te ayude a difundirla, posicionarla, etc.

Si has contado con un desarrollador para hacerla, todos esos cambios ¡no serán ningún problema! No empieces la casa por el tejado…